Kushner asegura que ha recomendado a príncipe saudí ser “transparente”

El asesor y cuñado del presidente estadounidense, Donald Trump, Jared Kushner, participa en una reunión del gabinete de gobierno estadounidense en la Casa Blanca, Washington D.C (Estados Unidos). EFE/POOL/Archivo

Washington, 22 oct (EFEUSA).- Jared Kushner, el asesor y yerno del presidente, Donald Trump, dijo hoy que ha recomendado al príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salman, ser “transparente” en el caso de la muerte de Jamal Khashoggi, visto por última vez el 2 de octubre, entrando al consulado de su país en Estambul (Turquía).

Preguntado sobre qué le ha dicho al príncipe heredero de Arabia Saudí, con quién tiene una relación cercana, Kushner señaló: “Ser transparente. Ser completamente transparente. El mundo está mirando”.

El asesor de Trump hizo estas declaraciones en un evento organizado por la televisión CNN, en la que ha sido su primera aparición pública desde diciembre de 2017.

“En este momento, como Gobierno, estamos en la fase de investigación. Estamos recibiendo información de múltiples lugares. (…) El secretario de Estado trabajará con nuestro equipo de seguridad nacional para ayudarnos a determinar lo que podemos creer”, explicó Kushner.

“Esta es una acusación muy grave. Una situación muy grave”, añadió.

De acuerdo a medios locales, Kusnher y el príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salman, “han forjado un vínculo” desde que estuvieron juntos en Washington el año pasado, hablando frecuentemente por teléfono.

En la conferencia de hoy, Kusnher señaló que es “importante” mantener la alianza con Arabia Saudí, un país relevante para los intereses de Washington en la región de Oriente Medio.

“Tenemos que ser capaces de trabajar con nuestros aliados, y Arabia Saudí creo que ha sido un aliado muy fuerte en términos de rechazar la agresión de Irán”, explicó.

Khashoggi desapareció el 2 de octubre tras ingresar en el consulado de Arabia Saudí en Estambul y las investigaciones en Turquía apuntan a que el periodista, exiliado desde 2017 en Washington, pudo haber sido asesinado en el consulado, algo que las autoridades saudíes han rechazado.

Arabia Saudí acabó el pasado 20 de octubre con la incertidumbre sobre el paradero del reportero, admitiendo que murió en una pelea en el interior del consulado.

La Fiscalía General saudí difundió los resultados de una investigación preliminar y confirmó la muerte de Khashoggi en una “pelea” y un “enfrentamiento con las manos”, que se produjo a raíz de las conversaciones que mantuvo con las personas que le recibieron en el consulado, según la agencia oficial SPA.